Soy una soñadora que sabe aceptar la realidad...Que le gusta viajar sin rumbo y perderse entre lo desconocido. Imaginarse un mundo que solo ella se puede imaginar.

sábado, 12 de noviembre de 2011

Le tranquilizaba que le mordisquearan el cuello. Sentía unas pequeñas cosquillas en el cuerpo que le tranquilizaban, pensaba que esas cosquillas le comían todo el dolor que llevaba en el cuerpo. Pero esta vez no tenía a nadie que le mordisqueara el cuello, esta vez estaba sola. Echaba de menos esas cosquillas interiores.
Marina Álvarez.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Gracias a los visitantes y a los seguidores. Un beso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada